Susana Villarán: “Ser periodista es hacer preguntas incómodas, pero no solo incómodas”

Susana Villaran baja 2
Ilustración de Mario Molina.

No me gusta esa recomendación antigua y timorata que dice que los periodistas deben guardarse las preguntas más duras para el final de una entrevista. Y no me gusta porque sospecho que quienes dicen eso esperan que ese final nunca llegue. Quería darle un carácter áspero a esta conversación con la exalcaldesa Susana Villarán y mantener ese tono durante toda la charla. No sé si conseguí mi propósito. Supongo que me quedé sorprendido y un poco desconcertado cuando la entonces alcaldesa me adelantó que postularía a la reelección. Esa era una jugada arriesgada. Aunque en ese tiempo no se conocía que empresas corruptas como Odebrecht y OAS aportaron a la campaña en contra de su revocatoria -motivo por el cual hoy es investigada- su desaprobación era bastante alta. Tentar una reelección era un despropósito o una jugada calculada para llevar regidores afines a su candidatura al siguiente gobierno municipal. ¿Qué pensaba realmente de su gestión al frente de Lima? Esa respuesta la da Villarán a lo largo de toda esta conversación.   

Acabo de preguntarle a la alcaldesa Susana Villarán si en este verano que ya supera los 29 grados de temperatura seguirá usando su acostumbrada chalina verde para hacer anuncios referidos a su gestión, como el que lanzó el 14 de febrero, y me ha corregido. Me dice que la prenda que usó en esa conferencia no era una chalina sino algo más cómodo, de seda, para más luces. Y luego explica que ese siempre ha sido su símbolo. Para probármelo recuerda que hace poco estuvo en un colegio de niños con sordera. “De esos que te dicen te quiero con el lenguaje de señas”, precisa la alcaldesa, sonriente, mientras hace el mismo gesto con el que esos menores expresan afecto (dos dedos doblados y el pulgar, el índice y el meñique libres); y cuenta que un grupo de esos chicos le preparó una sorpresa. Era su propio retrato dibujado por los niños, en el que se le veía con la icónica chalina. Y entonces ese mismo recuerdo la traiciona. Se le quiebra la voz y los ojos se le humedecen. Son unos segundos apenas, pero suficientes para sacarla de su discurso de combate, el que ha aprendido muy bien y le hace recitar cifras de obras y proyectos a velocidad de crucero. En su cuarto año al frente de una ciudad que le es adversa, Susana Villarán no ha perdido los modos de madre y abuela preocupada. Son los rasgos que más la definen.

¿Ya se resignó a dejar su cargo sin alcanzar el título de Miss Simpatía?

Yo no me resignó jamás. Lo que he planteado el otro día en un mensaje a Lima, al anunciar una campaña de promoción de las obras y del legado de nuestra gestión, es que si el costo para Lima, de la reforma del transporte o de la apertura del gran mercado de Santa Anita es mi capital político, entonces qué barato le han salido a la ciudad todas estas reformas. Pero eso no es resignación, es una constatación realista de que quien quiera meterle diente a las cosas de fondo en la ciudad va a tener que pagar un capital político, no solo porque pisas callos, sino porque los resultados no se ven inmediatamente.

Usted dice que las reformas le salen baratas a la ciudad, pero son caras para usted. Y de hecho, según Ipsos Apoyo, usted tiene 77% de desaprobación a nivel general y 82% de desaprobación en los sectores D y E. Está claro que en esos sectores no la ven como una alcaldesa eficaz.

Las encuestas, siempre lo he dicho, son fotografías del momento. Las encuestas decían que el SÍ ganaba, que nunca le iba a ganar a Lourdes Flores, y luego las cosas se voltean, de alguna manera.

¿No cree en las encuestas?

Yo creo en las encuestas. Y también tengo mis propias encuestas, con bases de datos bastantes más grandes que las que usa Ipsos Apoyo. No tengo nada contra ellas. Yo trabajo con encuestas. Para tomar decisiones de política municipal se usan encuestas. Tenemos data de por dónde va nuestra aprobación y desaprobación, pero sobre todo para las reformas.

Alcaldesa, en estas encuestas que nadie conoce, solo usted, ¿sale aprobada?

(Sonríe) Salgo con un poco más de aprobación de lo que dice Apoyo, pero no me satisface.

Sí, he logrado cambios y son irreversibles. Lo puedo decir con humildad, con sencillez. Yo no soy arrogante ni soberbia, pero soy firme y clara

Le hablé de eficacia, ¿usted se considera una alcaldesa eficaz?

Sí, he logrado cambios y son irreversibles. Lo puedo decir con humildad, con sencillez. Yo no soy arrogante ni soberbia, pero soy firme y clara. Sí, el cambio en el transporte es irreversible. Las quince normas que cambian por completo el sistema comisionista afiliador (de unidades de transporte) y acaban con la guerra del centavo, han transformado el sistema de transporte público en el que se movilizan los vecinos.

Si a usted le encargaran hacer una lista con los mejores alcaldes de Lima, ¿se incluiría en ella?

¡Sí!

¿Sí?

Sí, sí, claro.

¿Y con quiénes se pondría?

Con Alfonso Barrantes…

…Y seguro que me va a decir que también con Alberto Andrade.

Con Alberto Andrade también. Alberto tuvo un cuidado muy especial por recuperar el centro de la ciudad, y Alfonso, en el momento de mayor pobreza en Lima, se preocupó de los más excluidos.

Alcaldesa, ya que habla con tanto entusiasmo de sus obras, hagamos un repaso de las promesas de su gestión…

Compromisos, yo nunca hago promesas.

De acuerdo. El punto 1 de los objetivos de su plan de gobierno era, y lo voy a citar: “reducir el miedo de los vecinos y vecinas a vivir en las calles y en sus casas”. Y en los puntos 2 y 3 de sus objetivos se decía: “Nos comprometemos a reducir fuertemente la incidencia de delitos patrimoniales y la tasa de criminalidad”. A estas alturas está claro que eso se va a quedar en promesas no cumplidas.

Lo que hace un alcalde para contribuir a la prevención del delito, en una ciudad, y eso te lo dicen los expertos, es expandir el espacio público social protegido, donde puedan estar las familias, los jóvenes, los niños, donde puedan realizar deporte, y todo lo que quieran referido a la cultura. Eso es histórico. Y la expansión del espacio público social protegido de Lima, es similar a la que se realizó con (Augusto B.) Leguía, cuando se hizo el parque de la Exposición, el Campo de Marte, etcétera, con los parques zonales, con la peatonalización, con la recuperación de nuestras lomas, que son el borde urbano de la ciudad, todo eso es parte de la prevención del delito. ¿Cuál es el delito más importante en Lima? El patrimonial. ¿Y quiénes lo practican? Los jóvenes. Y nosotros hemos generado programas de juventud, recuperamos espacios públicos, hemos cumplido con el programa “Devuélvele a tu ciudad”, con el que personas que son sentenciadas por jueces hacen servicio comunitario en recuperación de espacios…

Alcaldesa, veo que tiene bastante claro lo que han avanzado en recuperación de espacios públicos, pero el compromiso de su plan de gobierno era reducir el miedo que los vecinos y vecinas tienen a salir a las calles. Usted, por ejemplo, ¿se siente segura en Lima?

Yo me siento más segura en la Costa Verde de San Miguel y Magdalena, claro que sí, donde hay cámaras y luces LED, ya no es un lugar oscuro, ya no hay desmonte o gallinazos.

Sí pues, pero San Miguel y Magdalena no son toda Lima. Fíjese en el centro nomás.

En el Centro de Lima tienes recuperadas la plazuela Buenos Aires, la de la Buena Muerte, la Plaza Italia. Son plazas donde la gente se pasea.

Y esto, te lo digo con todo cariño y respeto, cholo, es mirar el metro y medio. Estás pensando en cuánto vale la palabra de Eduardo Zegarra, y él es uno de los hombres más probos y mejor formados en este tema.

¿En serio se siente más segura en Lima?

Yo me siento más segura en el Centro de Lima. Además hemos hecho el mapa del temor, que es algo a lo que me comprometí. Ahora, reducir la percepción de inseguridad es algo muy difícil en cualquier ciudad del mundo…

…Pero usted asumió ese compromiso.

Yo me comprometí a tomar todas las medidas necesarias para reducir la percepción de inseguridad y el temor. Y lo estoy haciendo.

¿Cómo creer en su compromiso para mejorar la seguridad en la ciudad si hubo un tiempo en que los patrulleros que se compraron para el serenazgo estuvieron detenidos? Y estoy hablando de la gestión del señor Gabriel Prado al frente de la gerencia de seguridad.

Bueno, yo te voy a dar una muy buena noticia. Todas las investigaciones sobre ese tema han sido archivadas.

…Lo sé, a nivel fiscal, pero hablamos de un tema de gestión.

…Además fueron 15 días los que estuvieron parados los vehículos.

¿Cuántos vehículos son?

Son 92.

¿Cuántos de los 92 están operando?

Están operando más de la mitad de los 92. Y tenemos 35 choferes capacitándose.

O sea que tenemos patrulleros pero no choferes.

No, tenemos patrulleros y también choferes, pero estamos capacitando a 35, para que manejen bien estos vehículos, que llevan serenos y policías.

Alcaldesa, cambiemos de tema, ¿le alcanza el tiempo para caminar por el centro de Lima?

Sí.

¿Qué siente cuando lo ve lleno de ambulantes?

El Centro de Lima tiene un número de ambulantes igual al que yo encontré estacionalmente. Por ejemplo, en jirones como los que están alrededor del Mercado Central vas a encontrar que para Año Nuevo, para Navidad, para Campaña Escolar, entran más ambulantes y después hacemos la toma de todos estos lugares.

Alcaldesa, pero no es necesario que piense en Navidad, cada noche el Jirón de la Unión se llena de ambulantes.

Y cada noche los serenos los sacan. Esa es la guerra contra el comercio ambulatorio…

…Que están ganando los ambulantes.

No la están ganando, porque tenemos más serenos en las calles, más inspectores de transportes de los que nunca hubo.

Ahondar en eso no tiene ningún sentido. Eduardo volvió porque Lima y EMMSA lo necesitan. Lo hizo con gran generosidad. Y tú le estás haciendo pagar un costo con esa pregunta que me estás haciendo.

Hablemos de algunos hechos recientes, ¿cuánto vale para usted la palabra de un exregidor?

De quién, a ver, hazme la pregunta completa.

A ver, el señor Eduardo Zegarra se comprometió a no vincularse con la municipalidad después de ser revocado…

Sí, hizo eso en un arranque de generosidad y caballerosidad que yo siempre he apreciado. Y yo le he pedido que sea parte de un directorio (el de la Empresa Municipal de Mercados – EMMSA), no que sea un funcionario público de la municipalidad, y que, en su calidad de experto en temas de agricultura y producción de alimentos, nos acompañe para consolidar el gran mercado de Santa Anita. Allí está junto a Mariano Valderrama, Isabel Álvarez, a Miguel Caillaux, a Juan Rheineck y a José Miguel Castro, nuestro gerente municipal. Ese es un directorio de lujo.

Le creo, salvo que el único que fue revocado en ese directorio es el señor Zegarra.

Fue revocado como regidor.

Pero se comprometió a no vincularse al municipio.

Bueno, yo le dije que lo repensara porque lo necesitábamos. Y esto, te lo digo con todo cariño y respeto, cholo, es mirar el metro y medio. Estás pensando en cuánto vale la palabra de Eduardo Zegarra, y él es uno de los hombres más probos y mejor formados en este tema.

Desde luego, pero usted hizo que rompiera su palabra.

No hice que rompiera su palabra. Me parece que en este tema yo voy a dejar allí mi respuesta. Ahondar en eso no tiene ningún sentido. Eduardo volvió porque Lima y EMMSA lo necesitan. Lo hizo con gran generosidad. Y tú le estás haciendo pagar un costo con esa pregunta que me estás haciendo.

¿No quiere que le haga este tipo de preguntas?

No, ser periodista es hacer preguntas incómodas, pero no solo incómodas.

Es que dicen unas cosas geniales, eso ya es ficción (se ríe), me encanta cuando lo leo, te juro que es ciencia ficción.

Alcaldesa, pasemos a otra cosa, ¿para qué usa una chalina verde para hacer sus anuncios? ¿Es un verano frío para usted?

No, no (sonríe). La chalina me identifica a mí, a Susana.

Identifica su campaña.

No, no, yo estoy en campaña para dar a conocer mis obras. Ahora me van a ver con mi chalina verde o con colores cercanos. Mi idea es es que la gente sepa que Susana está detrás de obras como Sisol (el Sistema Metropolitano de Solidaridad).

¿Puede ratificar que no postulará a la reelección?

No te puedo dar esa respuesta en este momento.

¿Por qué?

Porque lo estoy pensando.

Vaya, ¿y con este nivel de aprobación que tiene?

Yo lo estoy pensando.

¿Por qué? ¿Para garantizar la continuidad de las obras que deja?

Lo estoy pensando.

Ok, me está dando tres veces la misma respuesta…

Lo que yo siempre he dicho es que Lima no debe parar. Las grandes reformas de la ciudad, el gran mercado mayorista, la reforma del transporte, la protección de las laderas, la construcción de proyectos urbano integrales en barrios humildes, la recuperación de espacios públicos, todo eso debe continuar, no importa quién esté aquí (señala su sillón)

El cansancio. Hace años que no tomo vacaciones, por eso me canso, y cuando pasa eso me irrito.

Alcaldesa, ¿el señor (Luis) Favre la está ayudando a pensar en su probable candidatura?

El señor Favre es un gran amigo mío después de la campaña por el NO, le tengo mucho respeto, es una persona muy profesional.

¿Y él viene al Perú porque está enamorado de nuestra gastronomía? ¿A qué viene? Entiendo que se reunió con usted hace poco.

Cuando viene, entenderás que en la campaña por el NO nos hicimos amigos, siempre nos reunimos. No hay nada más.

Ya, y los periodistas somos los mal pensados que ya estamos hablando de una campaña…

Es que dicen unas cosas geniales, eso ya es ficción (se ríe), me encanta cuando lo leo, te juro que es ciencia ficción. Dicen que nos encontramos en grupo, y que luego lo llevamos al local de Fuerza Social.

¿Si usted fuera a la reelección iría con la izquierda o un grupo de centro? Estoy pensando, por ejemplo, en el partido de Alejandro Toledo.

¿Qué quieres que te diga? Los escenarios electorales todavía son muy confusos en este momento. Creo que todas las personas que se han lanzado lo han hecho de manera prematura. Fíjate, el cronograma electoral es el siguiente. El 5 de junio se inscriben las alianzas si es que hay, el 5 de julio se inscriben las candidaturas y el 5 de octubre recién se vota. ¡Y en medio de eso hay un mundial de fútbol! ¿Te imaginas lo prematura que es tu pregunta?

Sí pues, aunque hay un batallón de precandidatos.

Sí, hay demasiados, hacen mucha bulla (se ríe de nuevo).

Usted pudo escapar de la revocatoria con votos de la confluencia de izquierda, pero también con votos de la derecha, ¿ha podido reflexionar sobre eso?

Fueron votos de limeños responsables,tanto a nivel de partidos y ciudadanos. Y uno de los primeros en respaldarnos fue Alejandro Toledo, luego vino Raúl Castro (del PPC), con una propuesta de cinco puntos, también estuvo Lourdes Flores. Todo esto fue muy positivo.

Escuché que unos días antes del aniversario de Lima pasó por un procedimiento médico, ¿está bien de salud?

Sí, me hice un procedimiento para descartar cáncer de mama.  Afortunadamente no lo tengo.

¿Todo está bien entonces?

Estoy perfecta. ¿No me ves? Estoy como cohete (se ríe).

Hablemos de su personalidad, ¿qué le hace perder la paciencia?

El cansancio. Hace años que no tomo vacaciones, por eso me canso, y cuando pasa eso me irrito.

¿Y es picona?

No. El que se pica pierde.

Emilio Camacho

Publicada originalmente el 24 de febrero de 2014 en La República. 

Titular original: “Yo estoy pensando en la reelección”. 

SUSANA VILLARAN 02-SDARC-7349140
Susana Villarán en la Municipalidad de Lima. Foto tomada para La República por Omar Lucas. Febrero de 2014. 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s